26.04.2017

Vaticano expulsa del sacerdocio a ex superior mercedario acusado de abusos

Que su único pecado había sido “amar mucho”, dijo a CIPER en junio de 2013 el sacerdote mercedario Mariano Labarca Araya. El Vaticano acababa de dictar medidas cautelares en su contra -no podía oficiar misas en público, ni confesar, entre otras restricciones- mientras se investigaba una denuncia de abuso sexual hecha por un ex seminarista. En ese momento Labarca era párroco en Bogotá y se le ordenó volver a Chile. El punto más sensible de las pesquisas eclesiásticas era su paso como rector del Colegio San Pedro Nolasco de Concepción, pues también se investigaban posibles abusos a menores.

A través de un comunicado, la Orden de la Merced informó que el 24 de marzo pasado el Papa Francisco emitió un decreto por el que Labarca perdió su “estado clerical” y su pertenencia a la congregación, de la cual fue superior entre 1998 y 2004. “Esta decisión, que es inapelable, apenas conocida ha sido informada al ex sacerdote y se ha decretado después de un atento estudio del caso denunciado el año 2013, dado el grave daño a la dignidad sacerdotal y a los compromisos religiosos“, dice el texto.

Cuando conversó con CIPER en 2013, Labarca reconoció que cuando fue formador de seminaristas -labor que asumió a los 26 años- cometió dos “faltas”, cuyo detalle no precisó, pero que atribuyó a su juventud.  “Pedí dejar mi cargo de formador, pero no me aceptaron mi renuncia”, relató entonces.

-Ahora, si me preguntan cuál fue mi error, podría responder: amé mucho. Entregué mucho amor y eso me produjo un desorden- dijo Labarca, quien descartó tajantemente haber abusado de menores de edad.

En esos momentos ya se habían enviado a Roma testimonios de denunciantes que hablaban de abusos que se extendieron por casi 10 años. También se le imputaba abuso de autoridad, manipulación de conciencia en la dirección espiritual, entrega de dinero de la orden a sus familiares, relaciones sexuales completas con adultos e intento de soborno a sacerdotes que lo quisieron denunciar.

 

Ideas Digitales Aplicadas